martes, 19 de junio de 2012

Martina Camargo -






Los orígenes de la Tambora, fiesta, música, baile, tambor y tradición de la depresión momposina, se disipan en el tiempo. Martina aprendió el canto y baile tradicional de sus ancestros y en especial de su padre Cayetano, de la misma manera que hoy transmite su legado cultural a sus hijas, mediante la tradición oral. Tamboras golpiás, alegres y redoblás, berroches, guachernas y chandés hacen parte del repertorio que integra Canto, Palo y Cuero. Las temáticas que inspiran estos cantos se originan en contextos locales, como es el caso de los mitos y leyendas en torno al río magdalena, las vivencias personales de Martina y sus abuelos, los héroes patrióticos, la agricultura, las especies animales regionales, la sabiduría popular, el baile, la fiesta y desde luego el amor como sentimiento universal que mueve la humanidad, sus costumbres y comportamientos. 



Cabe destacar que la producción del disco enfatiza a la cantaora como eje protagónico de una historia que se viene escribiendo desde hace más de cien años. El sonido de las tamboras de antaño que Martina conoció en su infancia es aportado por el único “abuelo” o tamborero mayor que aún vive, don Nicanor Agudelo, campesino agricultor y músico que lleva varias décadas tocando su tambor currulao. En contraste, la presencia del joven percusionista Juan Carlos Puello “Chongo” nos ilustra nuevos caminos para la tambora con una actitud virtuosa, juvenil y versátil. Dicha versatilidad nos cuenta otro lado de la historia en el que Martina recorre los escenarios de Colombia y el mundo, estudios de grabación, medios de comunicación y además nutre sus tradiciones con arreglos musicales sutiles, texturas instrumentales contrastantes y nuevas formas de expresión. La historia queda abierta hacia un futuro prometedor con la participación de una nueva generación de cantaoras: Daniela Mierth y Nataly Leal, hijas de Martina que desde tierna edad propagan las tradiciones de su madre con acertadas y sentidas interpretaciones que bien se pueden apreciar en los cortes “El Guataquí” y “La Luna Hermosa”.
Esta producción además de cumplir a cabalidad con su función artística de comunicar emociones y entretener, es un documento crucial como fuente de investigación, promoción y difusión del patrimonio musical nacional, pues es necesario que el país conozca su propio perfil cultural para que asumamos una conciencia trascendental que permita nuestro desarrollo. La voz de Martina Camargo viaja, inunda espacios y logra dar a conocer la realidad de una cultura lejana y olvidada que bien merece hacer parte del perfil cultural del país y el mundo. Es ahí donde radica su valor, su fuerza y su capacidad de trascender con sonidos provenientes de tres fuentes elementales: canto, palo y cuero. 

DATOS CURIOSOS 
La Tambora de Cayetano es un homenaje de Martina a su padre. En este corte se puede apreciar la voz del propio Cayetano Camargo, gracias a una entrevista casera realizada por su yerno. - El disco fue grabado en Bogotá y Cartagena por el productor Manuel Andrés García, mezclado por el ingeniero ganador del Grammy latino Camilo Silva y masterizado por el ingeniero Alberto Sánchez en Monterrey, México. - El repertorio rescata varias piezas olvidadas como Mano Sayé, Daily Karina, La Luna Hermosa, El cumbión de la clavada, y El Señor de la Cuna. Esta última sólo se incluye en una versión a capella en video. - En varias ocasiones la risa de Martina terminaba por contagiar el resto del grupo interrumpiendo las sesiones de grabación con mucha alegría. - La tambora fue interpretada por el músico e investigador Freddy Henríquez, que mientras acompaña los toques de tambor de Nicanor Agudelo imita el estilo interpretativo de Vicente Serpa, tamborero legendario que falleció al inicio de este siglo.

http://www.lastfm.es/music/Martina+Camargo/+wiki


No hay comentarios:

Publicar un comentario